martes, 7 de marzo de 2017

Gazpacho de espárragos


Son muchas las recetas en las que los protagonistas son los espárragos trigueros, verdura muy apreciada que desde siempre se ha cogido en los campos. Desde la completa sopa de espárragos hasta los morretes, tortillas, revueltos, cazuelas o "guisaíllos". Todo un abanico de platos tradicionales que son un lujo para el paladar.

En esta entrada vamos a aprender la receta del gazpacho de espárragos que solían hacer los campesinos para satisfacer tanto el hambre como la sed tras las labores del campo. Resulta curioso cómo en otras zonas de España como Extremadura también existe el gazpacho de espárragos pero la receta a pesar de tener muchas similitudes varía en los procesos y en los ingredientes ya que los huevos van fritos y se le añade pan al "majaíllo".

Si os gustan los espárragos os recomiendo que hagáis esta receta en casa porque a pesar de la sencillez es un auténtico manjar.


Ingredientes:

Un manojo hermoso de espárragos
2 huevos
1 diente de ajo
Aceite de oliva virgen extra
Vinagre de vino
Sal

Comenzamos cortando los espárragos en trozos pequeños. Ya sabéis que se hace a mano hasta que lleguemos a la parte más dura del tallo por donde no se partirá. A partir de ahí debemos desecharlo o utilizarlo para hacer una crema.

Cuando los tengamos cortados los rehogamos en una sartén con un poco de aceite de oliva virgen extra. 

En la receta tradicional se solían hervir pero personalmente me gusta rehogarlos porque me encanta el sabor de esta verdura. 

Cuando estén tiernos los apartamos.


Cocemos los dos huevos y separamos la yema de la clara. 

Hacemos un "majaíllo" con las yemas, un pellizco de sal, un diente de ajo y un buen "chorreón" de aceite de oliva virgen extra.


Cuando tengamos el "majaíllo" emulsionado con textura de crema lo reservamos.


Picamos las claras de huevo muy finamente.


Para servir nuestro gazpacho ponemos en un recipiente los espárragos. Agregamos el "majaíllo", un chorreón generoso de agua y vinagre al gusto. Mezclamos con la ayuda de una cuchara y probamos para rectificar de sal o vinagre en caso necesario.

Por último ponemos por encima la clara de huevo picada.


Servimos acompañado de un buen pan y a disfrutarlo!!!

2 comentarios:

  1. Toda receta tradicional me llama la atención, la valoro mucho y le pongo un cariño especial. Los espárragos gustan mucho en mi casa, por lo que te agradezco la receta. Ya tengo una manera más para comerlos.
    Saludos, Manolo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por tu comentario Manolo. Es una receta sencilla pero te aseguro que están buenísimos así. Un beso!

      Eliminar